Cómo la inteligenia de la localización o Location Intelligence puede ayudarnos en estos momentos

Como hemos podido experimentar en la actual crisis del COVID-19, la información es un flujo continuo de datos, por lo que conocer cómo ayuda la inteligencia de localización o Location Intelligence puede ser una cuestión clave a la hora de comprender diferentes cuestiones, como la toma de decisiones que se realizan.

Cuando ocurren eventos de esta naturaleza que afectan de forma disruptiva nuestras vidas – aunque hay que reconocer que el flujo de información en ocasiones puede derivar en sensacionalismo creando estrés social – en términos generales es reconfortante saber que los profesionales que intervienen en este tipo de crisis tienen la información y las herramientas adecuadas para poder tomar las mejores decisiones y actuar en consecuencia.

En la actualidad existen diversas organizaciones gubernamentales y privadas que están aprovechando la tecnología de Inteligencia de localización (Location Intelligence como elemento fundamental en las estrategias de reacción ante situaciones de desastre y estado de alarma.

Qué es Location Intelligence

La inteligencia de localización o Location Intelligence es el proceso de obtención de una visión significativa de las relaciones de datos geoespaciales para resolver un problema particular. Se trata de capas múltiples de datos espacialmente y/o cronológicamente, para facilitar su consulta en un mapa

¿Cómo ha ayudado la Inteligencia de Localización o Location Intelligence en crisis anteriores?

Algunos ejemplos del uso de Location Intelligence los tenemos en Japón, durante el desastre nuclear de Fukushima del 2011, en el que por medio de sistemas de GIS, se realizó el análisis del alcance de la nube radioactiva.

Otro ejemplo se vivió con la epidemia del Ébola en África en el 2014, la Organización Mundial de la Salud empleó sistemas GIS para orquestar la estrategia de contención y ataque del virus.

En la crisis de refugiados en Siria del 2015, donde más de 12 millones de personas se vieron afectadas, se empleó Location Intelligence para la correcta distribución de los recursos de apoyo a los refugiados.

Por último, tenemos el ejemplo del uso de Location Intelligence en los incendios de California en el 2019, donde se empleó para informar y alertar a los equipos de respuesta que intervinieron.

Teniendo estos datos en la mano, hemos visto como con la presente crisis sanitaria del COVID-19 se recoge en el Boletín Oficial del Estado del día 28 de marzo 2020 la Orden SND/297/2020 de 27 de marzo, por la que se encomienda a la Secretaría de Estado de Digitalización e Inteligencia Artificial, del Ministerio de Asuntos Económicos y Transformación Digital, el desarrollo de diversas actuaciones para la gestión de la crisis sanitaria ocasionada por el COVID-19.” Concretamente queremos destacar los siguientes puntos:

se pretende contar con información real sobre la movilidad de las personas en los días previos y durante el confinamiento. El objetivo es entender los desplazamientos de población para ver cómo de dimensionadas están las capacidades sanitarias en cada provincia.

Desarrollo de soluciones tecnológicas y aplicaciones móviles para la recopilación de datos con el fin de mejorar la eficiencia operativa de los servicios sanitarios, así como la mejor atención y accesibilidad por parte de los ciudadanos.

…La aplicación permitirá la geolocalización del usuario a los solos efectos de verificar que se encuentra en la comunidad autónoma en que declara estar.

Por tanto, podemos ver cómo el uso de la Inteligencia de Localización o Location Intelligence puede ayudar en la situación actual en diversos contextos como por ejemplo para cubrir los puntos expuestos del BOE.

¿Cómo realizar una correcta estrategía de contención con tecnologías de Location Intelligence?

La correcta caracterización de los riesgos y vulnerabilidades de las comunidades a través de Location Intelligence es fundamental para preparar una estrategia de contención más específica. Como ejemplo de esto podemos ver como la OMS realizó un mapeo de los laboratorios presentes en África occidental que podían realizar pruebas de Ébola para así poder analizar la capacidad de respuesta y la necesidad de nuevas instalaciones de apoyo.

Inteligencia de Localización Covid-19

El ministerio de sanidad requiere la identificación de posibles focos de contagio, lo cual requiere la habilidad de reconocer patrones dentro de la geografía y la temporalidad como principales ejes de análisis. Las herramientas de Location Intelligence proporcionan este tipo de capacidades analíticas para que los diversos datos se puedan convertir en información sobre la cual se puedan definir acciones.

Un ejemplo de ello es el análisis espacial que proporciona información crítica y que, en otros escenarios, como ocurrió con el virus del Zika, ayudó a reducirlo al detectar el perfil de hábitat del mosquito Aedes, portador del virus. Los mapas que se emplearon combinaron diversos factores como temperatura, precipitación, elevación y tipos de uso del terreno, esta información se cruzó con los datos de población lo cual pudo determinar claramente las zonas prioritarias donde se tenían que realizar intervenciones de prevención y contención.

Inteligencia de localización Covid-19

En el actual estado de alarma en el que nos encontramos, la información debe de ser proporcionada, a las autoridades y al público, de forma clara y eficiente y la localiación inteligente o Location Intelligence nos puede ayudar a ello.

La OMS está proporcionando la información de la situación mundial respecto al COVID-19 por medio de un Cuadro de Mando que se actualiza varias veces al día y que muestra gráficamente la geolocalización e impacto en cifras.

El objetivo es poder generar un Cuadro de Mando similar, pero con el detalle a nivel de comunidad autónoma y ciudad, gracias a aplicaciones de Location Intelligence. Pudiendo añadir nuevos elementos de análisis que proporcione el Instituto Nacional de Estadística, datos demográficos que arrojen información sobre la distribución de la pandemia en el territorio nacional y a su vez nos den patrones de movimiento que ayuden en la aplicación de los recursos sanitarios disponibles.

Location Intelligence Covid-19 España

En Nova Praxis tenemos una amplia experiencia en el desarrollo e implantación de soluciones de Location Intelligence, por lo que somos conscientes que en la gestión de la presente crisis es fundamental la dimensión “geográfica” ya que juega un papel clave para identificar las áreas de infección y el análisis del volumen de enfermos y las áreas de cobertura de los servicios sanitarios y los recursos a su disposición.

Tecnológicamente tenemos experiencia en diversas herramientas especificas de Location Intelligence o Inteligencia de Localización, entre ellas están GeoKey, GaliGeo, ó Tableau.

A estas tecnologías, si le sumamos el Big Data abre un potencial de análisis sobre una diversidad de datos que puedan incluir fuentes de información como la meteorología y su influencia en la ratio de contagios, como ejemplo.

El actual estado de alarma mundial mantiene la atención de toda la población, la cual depende de la capacidad de reacción de los equipos de respuesta involucrados (equipo sanitario, cuerpos policiales, organismos de transporte, etc), estos equipos deben de ser capaces de planificar y responder ante la situación, para ello se requiere que puedan emplear y compartir los datos disponibles para efectuar los análisis correspondientes que apoyen y sustenten las decisiones y acciones necesarias.

La comunicación de esta información es necesaria y para ello es importante hacerlo de una forma que permita el mejor entendimiento tanto a las entidades involucradas como al ciudadano.

Las tecnologías modernas, como la Location Intelligence o el Big Data, son herramientas fundamentales para esta labor tan crítica en estos momentos.